ECONOMIA

LEY OTORGA SEGURO A ALBAÑILES E INDEMNIZACIÓN DE BS 70 MIL

Las atenciones médicas tendrán una cobertura de hasta 7.000 bolivianos y el seguro para cada obrero tendrá un año de validez.

Por ley, los trabajadores de la construcción contarán con un seguro médico valuado en 7.000 bolivianos, en tanto que, en casos de invalidez o muerte, la indemnización ascenderá a 70.000 bolivianos.

La reglamentación de la Ley del Seguro Obligatorio Contra Accidentes para la Trabajadora y Trabajador en el Ámbito de la Construcción fue aprobada ayer por el Presidente.

El costo y vigencia del seguro para el sector será calculado por la Entidad Pública de Seguros, de acuerdo con la propuesta comercial de la institución pública de Seguros (Univida SA).

Con base en la proforma, el valor del seguro puede llegar a costar 150 bolivianos, con vigencia de 12 meses y entrada en vigor desde el día siguiente a la fecha de contratación del beneficio.

El miércoles 2 de octubre murieron dos obreros que trabajaban en la construcción del nuevo edificio de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP).

Para entonces, la ley que protege a los obreros y establece un seguro médico y de vida obligatorio en beneficio de los trabajadores del sector todavía no se podía aplicar, debido a que su reglamento no estaba aprobado.

En marzo, luego de varios meses de trabajo, el mandatario promulgó la Ley 1155 del Seguro Obligatorio Contra Accidentes para la Trabajadora y Trabajador en el Ámbito de la Construcción, con el objeto de proteger a los más de 480 mil  trabajadores del sector, en caso de que sufran accidentes, tengan   invalidez o mueran al cumplir su deber.

“Los que realmente ejecutan la obra son los obreros, y los obreros no pueden estar sin seguro (…), ese sector que trabaja las ocho horas, a veces trabajan con plátano y pan, porque algo sé de construcción, y a veces inclusive ni almuerzan, mantienen a la familia y hay un accidente y hay que ver el seguro, eso era la motivación de primero hacer una ley y ahora aprobar su reglamentación”, manifestó el Jefe de Estado, en el acto de promulgación.

De acuerdo con estadísticas  del Ministerio de Trabajo, cada mes se registran un promedio de 11 accidentes en construcciones en el país. Sin embargo, según el secretario ejecutivo de la Confederación Sindical  de Trabajadores en la Construcción de Bolivia (Cstcb), Valerio Ayaviri, la estadística real es más alta, ya que “se esconde” detrás de tratos entre los empleadores y los albañiles que sufren algún accidente.

“Existen ‘pactos de silencio’ entre los trabajadores y los empleadores. Se hacen pagos por debajo de la mesa a los accidentados y sus familias para ocultar los siniestros y evitar que esa información llegue al Ministerio de Trabajo. Por eso, la ley es importante, para que los trabajadores estén protegidos, independientemente de su condición”, declaró Ayaviri a Página Siete.

El Presidente destacó los alcances de la norma, que fue consensuada con los trabajadores en construcción y los sectores sociales, para que sea un “aliento” para motivar a los obreros.

“Estamos garantizando este beneficio social para los trabajadores, los constructores y las constructoras; estamos garantizando un beneficio que permita no sólo un seguro, sino un aliento. Cuando uno va a trabajar, la construcción tiene su seguro”, manifestó el mandatario.

FUENTE: PÁGINA SIETE / LA PAZ

Deja un comentario